La Florida, un proyecto de ciudad.

FUENTE FLORIDA 006.JPGDe los espacios verdes de Ciudad Rodrigo, el más significativo en su configuración urbana es, sin duda, La Florida. Se trata de un parque que los mirobrigenses consideramos como parte de nuestra identidad porque, aunque en los últimos años ha quedado un tanto oscurecido, lo cierto es que el recuerdo de lo que fue nos provoca una mezcla entre añoranza y melancolía. Probablemente tenga que ver con esa visión mágica del pasado y la niñez que condiciona los ojos con los que miramos algunas realidades presentes.

Sea como fuere, desde que se conoció la intención que tenemos de hacer una reforma del parque han sido muchos los comentarios, dimes y diretes, hipótesis y elucubraciones que se han venido produciendo. Algunos interesados, otros interesantes, aunque en su mayoría son reflexiones de personas que no conocen con detalle el proceso que hemos iniciado hace meses, que impulsé en mi última etapa al frente de la concejalía de Urbanismo de la mano del concejal de Medio Ambiente,  motivo por el que lo conozco a la perfección. Sirva este artículo como una aportación al debate y como aclaración de los términos del mismo.

El concurso de ideas de arquitectura para la reforma del Parque de La Florida es una invitación a la reflexión sobre el papel de este espacio en la Miróbriga del siglo XXI. Lo fácil hubiera sido contratar un estudio de arquitectura y solicitar la redacción de un proyecto en una u otra dirección, pero la pretensión es la de reconocer el valor del parque como espacio central (geográficamente y en el imaginario colectivo) y utilizar el concurso de ideas como un procedimiento para disponer de muchas opiniones y que un equipo, fundamentalmente técnico, pueda elegir la mejor de ellas.

Desde que se inició la redacción de las bases que regulan el procedimiento, tuvimos claro que el principio sobre el que había que actuar es el de la conservación. Es necesario repensar aspectos esenciales del jardín, pero también es fundamental hacer un tratamiento patrimonial del mismo, es decir, ser conscientes de la riqueza verde que contiene. Se nos ha advertido, probablemente por personas que no han leído el “programa de necesidades” del concurso de ideas, que es importante mantener los árboles y las especies existentes, pero, como digo, ese planteamiento es el punto de partida desde el que se inicia la selección de la propuesta a ejecutar.

A partir de ahí, Ciudad Rodrigo ha cambiado mucho desde que este parque vino a erigirse en una pieza del peculiar entorno que, fuera de murallas, supone la conjunción de los jardines de invierno y verano, comunicados por Los Tilos. La ciudad se ha movido y, si se va a afrontar una reflexión sobre el parque (urbanística, pero también medioambiental) ésta debe considerar también su relación con el resto de la estructura urbana inmediata, como es la Avenida de España, Los Tilos o el barrio al que da acceso.

De igual manera, se nos ha advertido la necesidad de resolver o habilitar un espacio para los juegos tradicionales. De nuevo, nos encontramos ante un criterio ya incorporado desde el inicio en las necesidades anunciadas y publicadas. Así, decimos literalmente “El concurso valorará el planteamiento de soluciones vinculadas a la promoción del uso del parque para diferentes edades. Todos los proyectos deberán incorporar el acondicionamiento de espacios destinados a los juegos tradicionales (petanca, rayuela…) que todavía se mantienen. De la misma forma, se valorarán especialmente aquellas propuestas que planteen la creación de nuevos espacios de uso colectivo y frecuente y que permitan al Ayuntamiento poner en marcha iniciativas de promoción del mismo”. A esto hay que añadir cuestiones básicas como la accesibilidad total del mismo, o lo que tiene que ver con los aseos públicos, cuya situación es más que mejorable.

La reforma de La Florida es una más de las actuaciones necesarias desde el punto de vista de la renovación urbana y medioambiental de Ciudad Rodrigo. Con el patrimonio de nuestro municipio, ésta y cualquier otra intervención ha de hacerse con toda la delicadeza posible, y de ahí que el proyecto se vaya a definir con un concurso de ideas.

Es, además, una iniciativa consecuente y coherente con el planteamiento que se hace en esta legislatura. Estamos abordando un mandato en el que los objetivos fundamentales deben ser la cuestión social, los servicios públicos y el fortalecimiento cultural y turístico, que pasa por el cuidado de nuestro patrimonio. La Florida forma parte como jardín histórico de ese catálogo patrimonial de Ciudad Rodrigo, y ello justifica más que sobradamente la idoneidad de realizar esta intervención.

(Fotografía incorporada en la documentación del concurso de anteproyectos)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s