Notas sobre la participación ciudadana (I)

participación-ciudadana

Dice Adela Cortina que uno de los grades retos de las sociedades contemporáneas es resolver la contradicción entre una ciudadanía preocupada casi exclusivamente por sus necesidades individuales y la necesidad democrática de que esos mismos ciudadanos construyan espacios colectivos.

Tras varias décadas de apatía galopante, el impacto de la crisis económica ha resquebrajado los anclajes sociales de colectivos que nunca habían visto amenazado su modo de vida. Desprendido el velo, cuestiones como la defensa de los servicios públicos, la necesidad de la ética política o la corresponsabilidad en las decisiones públicas han emergido de nuevo a la agenda, tras la revitalización del tejido social. La buena noticia es que muchos de los que antes contemplaban las demandas y reivindicaciones sociales desde su sillón, con desatención y distancia, se han sumado en diferentes esferas al debate público, o directamente a la acción. La otra cara de la moneda la vemos cuando las decisiones que afectan a los derechos de la gente se convierten en política espectáculo o sencillamente se realizan planteamientos tan simplistas que impiden una verdadera reconstrucción democrática.

Que España pase de ser un país que jalea a corruptos (recordemos las hordas ciudadanas abucheando a la policía en las detenciones del caso Malaya) a uno en el que crece el interés por las cuestiones políticas es una gran noticia, sin duda. Pero ese cambio de perspectiva ha dejado al descubierto un déficit institucional en materia de participación democrática. Apenas existen mecanismos, o los que hay están tan manidos y sesgados que no mantienen los mínimos exigibles para considerarlos como tales, salvo honrosas excepciones.

Sin duda, la participación y la corresponsabilidad en las decisiones ofrecen muchas ventajas y son aconsejables independientemente de la demanda ciudadana. En primer lugar, porque los poderes públicos, a todos los niveles, deberían fomentar que dicha necesidad existiese. Se trata de un principio de concepción de la democracia y de defensa de la misma: no abonar el interés por lo público conduce a situaciones indeseables. En segundo lugar, porque la participación implica cuestiones mucho más profundas que la toma de decisiones. Para que haya verdaderos procesos de debate colectivo ha de haber información y transparencia (no se puede decidir seriamente sobre algo que se desconoce), rendición de cuentas, evaluación permanente y confianza institucional.

El municipio, la ciudad, el pueblo, es, sin duda, el ámbito con mayores posibilidades. Se trata de la administración más cercana a los ciudadanos y donde los problemas y las realidades se palpan en lo cotidiano. Las más ambiciosas y mejores propuestas de participación se han ideado para ser aplicadas a nivel municipal. El presupuesto participativo de Porto Alegre nació como una “utopía irrealizable” y hoy es una realidad consolidada en miles de localidades de todo el mundo, donde la soberanía popular se desarrolla en una comunión entre políticos, técnicos y ciudadanos que elaboran, entre todos, las prioridades que debe afrontar su municipio.

En el fondo se trata de hacer pedagogía política. No sólo de compartir las decisiones, que es el último escalón, sino la identificación de los retos, el análisis de las problemáticas, la definición de las prioridades, el conocimiento de las contradicciones y el mayor condicionante de toda actuación pública: no se puede hacer todo, y por tanto hay que elegir.

Reducir la barrera entre representantes y representados es una tarea titánica, pero que el ámbito municipal, y en especial en lugares como Ciudad Rodrigo, puede llevarse a cabo. No es una labor de una legislatura sola, sino de un proyecto de ciudad donde todos y todas se sientan parte, conozcan la realidad y puedan tomar las decisiones. Las más sencillas y las más complejas.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s