Llamazares y el conflicto de los controladores.

Visto en Punts de Vista.

Intervención íntegra y réplica del portavoz parlamentario de Izquierda Unida en el Pleno monográfico de hoy sobre el estado de alarma decretado por el Gobierno por el conflicto de los controladores. (Jueves, 9 de Dic de 2010).

“Señor presidente del Gobierno, señorías, Izquierda Unida-Iniciativa per Catalunya condena sin ningún tipo de ambigüedad la actitud de los controladores aéreos, que nos parece un abuso de poder. Ha sido un abuso de poder frente a los viajeros, negándoles su derecho a la libertad de circulación, un abuso de poder frente a los ciudadanos y un abuso de poder frente a los trabajadores, porque después de este plante -que no huelga- de los controladores aéreos somos más débiles para defender los derechos laborales y sociales, para defender el derecho de huelga y para rechazar la política que está en el fondo de todo esto, que es la política de privatizaciones. Por eso, nosotros condenamos la actitud de los controladores, una actitud inaceptable e irresponsable.

Pero, señorías, no compartimos que la solución a una actitud inaceptable sea aquello del ‘Príncipe Moderno’ de Maquiavelo, de que el fin justifique los medios. Señor presidente del Gobierno, usted no es el ‘Príncipe Moderno’ y no puede justificar el final del plante y, con ello, todas las medidas adoptadas por el Gobierno, porque no es verdad.

Señor presidente del Gobierno, sus argumentos jurídicos dejan mucho que desear porque usted no tiene cobertura legal en la declaración del estado de alarma ni para movilizar a un sector civil ni tampoco para militarizar las torres de control. Como sabe, señor presidente, no existe la ley de movilización, ya que fue derogada por la Ley de Defensa Nacional de 2004. Por eso, señor presidente, ustedes censuraron en su exposición de motivos parte de la ley que declara el estado de excepción, de alarma y de sitio ya que tiene que contar con dos características para aplicar el estado de alarma. Usted solamente contaba con una, que era el peligro para un servicio público. Pero incluso dentro del estado de alarma usted no tiene habilitación para movilizar, ni mucho menos para militarizar, a un sector civil.

En nuestra opinión, se les ha ido la mano, han sobreactuado, en este caso, para dar finalización a un conflicto. Pero la principal pregunta es: ¿y a partir de ahora qué? La principal pregunta es: ¿ahora, para garantizar un servicio público, ustedes van a militarizar o van a mantener el estado de alarma permanente, van a extender el estado de alarma a otros servicios públicos esenciales? En nuestra opinión, es una medida excesiva y equivocada. Pensamos que es necesario regular, dentro del marco civil, las garantías de los trabajadores en los servicios públicos así como las garantías de los ciudadanos, y legislarlo en frío, no en caliente. Ustedes han legislado en caliente y se han excedido en la utilización de mecanismos excepcionales. Pero yo les pregunto, fundamentalmente, si van a mantener la excepción como norma, es decir, ¿si el estado de alarma se va a mantener en un sector concreto y se va a extender a otros en el futuro?

En tercer lugar, señoría, señor presidente del Gobierno, usted no es Robin Hood y tampoco lo es el ministro de Fomento. Ustedes no roban a los ricos para dárselo a los pobres. A veces parecen, como en el último decreto donde suprimieron los 426 euros, más el sheriff de Nottingham que Robin Hood. Estamos ante una conclusión, la conclusión de un modelo de gestión que ustedes han adoptado hace un año. Y la pregunta es: en ese modelo de gestión que combinaba privatizaciones, limitación de derechos y ordeno y mando ¿cuál ha sido la conclusión? La conclusión ha sido más conflicto.

Además dicen ustedes que a pesar de esas normas -varios decretos- todavía mantienen los controladores los privilegios y todavía no han logrado sanear la negociación colectiva. Señorías, tienen ustedes que reflexionar sobre cómo cambiar ese modelo o esa estrategia de gestión en AENA. Es una estrategia que intenta eludir los graves errores de AENA y atribuírselos únicamente a un cuerpo de trabajadores privilegiados. Señorías, ustedes tienen que cambiar ese modelo de gestión, y ese cambio no es, en nuestra opinión, aprovechar ahora las dificultades para privatizar el sector.

Termino. Señorías, no vayan ustedes a solucionar la crisis de AENA como solucionan la crisis económica, de nuevo con ajustes, limitación de derechos sociales, de nuevo con privatizaciones y mucho menos con el ordeno y mando. Señorías, con el ordeno y mando el conflicto está servido y además con la utilización de medios excesivos, como es la militarización, en un país donde militarización tiene un significado muy distinto al de otros países de nuestro entorno.

RÉPLICA DE LLAMAZARES EN SU SEGUNDO TURNO:

Señor presidente del Gobierno, parece usted obviar, con eso de ponernos a todos del otro lado, que hemos coincidido todos en rechazar las acciones injustificables de los controladores. No todos los que discrepamos de usted somos controladores, se podría decir. No todos los que discrepamos estamos coincidiendo con los controladores sino que criticamos, todos, la acción de los controladores.

Segundo, usted, señor presidente, nos ha dicho que la forma de garantizar la normalidad actual es prorrogar la alarma. Es una contradicción en sus términos. La alarma prorrogada no es alarma, la alarma prorrogada puede ser un estatus de excepción pero no es alarma, será otra cosa, y la alarma vacacional tampoco es alarma, señorías. Por tanto, querría que el presidente del Gobierno me dijera algo distinto a que la única solución a esta crisis es la militarización, que hubiera una solución y una alternativa normalizada y una alternativa que tenga futuro.

Tercero, los privilegios. Señor presidente del Gobierno, el señor Botín estará ‘temblando’ en estos momentos. Su proclama sobre cómo acabar con los privilegios -me imagino que incorpora una reforma fiscal, me imagino que también lucha contra algunos excesivos sueldos en la Administración Pública- le está provocando al señor Botín, a los registradores de la propiedad, a todo tipo de profesiones, un sarpullido en estos momentos porque se imaginan que usted va a aplicar eso de Robin Hood. Yo, como le he visto actuar, sencillamente no me lo creo.

Por último, tengo en mi sector la experiencia de las privatizaciones, y una concreta, la privatización de las especialidades médicas. ¿Sabe lo que han aportado? Dos nuevas especialidades: los médicos de papá y los médicos católicos. Tenga usted cuidado, no vaya a privatizar a los controladores y tenga usted problemas las fiestas de guardar. Muchas gracias.”


2 comentarios en “Llamazares y el conflicto de los controladores.

  1. Pingback: Bitacoras.com

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s