Floreros de Carnaval

Ciudad Rodrigo es un lugar de tradiciones ancladas y con larga trayectoria. Un lugar histórico, qué duda cabe, pero también un lugar por donde el tiempo no parece pasar. El machismo y su anulación de las mujeres, más de las jóvenes, es algo que vivimos con normalidad, sin existencia de una sola voz crítica. Me refiero, obviamente, a la elección de la Reina y las Damas del Carnaval, una de las formas de anulación femenina más extendida por la geografía española y que tiene lugar también en esta localidad.

La selección de la corte no se realiza precisamente por criterios de mérito y valor sino que se barajan dos opciones según el lugar. La primera y más común es utilizar el criterio de belleza y simpatía, al modo de Miss, y así poder decir que la “agraciada” y su cortejo son “las más guapas del lugar”, todo un espectáculo. Aquí en la histórica Miróbriga se utiliza otro método diferente, quizá por evitar las cuitas entre las aspirantes, consistente en dejar a la suerte hacer de las suyas. Un sorteo y ya tenemos reina.

Como se puede observar, los requisitos para optar a tan “glamuroso” y “honroso” puesto no van más allá que el interés. Y es así porque las funciones de estas chicas en el desarrollo del Carnaval no son más complejas que las que pudiera ejercer un florero. Salvo un pequeño discurso (“cortito, si es posible”) previo al que da el pregonero o la pregonera mayor de las fiestas, la corte únicamente ha de hacer acto de presencia, sonreír, poner cara de buenas y coger del brazo a las autoridades de turno, que las pasean como si de una mascota se tratara. Traje de gala con muchos abalorios y a adornar los actos, la caminata de las murgas y saludar en sus días de gloria a la plebe que las jalea al grito de ¡guapas!

Un ritual el que aquí describo que forma parte de tantos otros en los que la mujer es utilizada como un objeto y no como una persona con propia valía. Al contrario de lo que podría ser la figura del pregonero o la pregonera, a quien se elige por tener “una cierta relevancia” social (corramos un tupido velo) y que por tanto realiza su función en calidad de persona con mérito, las jóvenes reinas y damas del Carnaval se despersonalizan para ocupar una función para la que es irrelevante su trayectoria vital. ¿Cambiaría algo si en vez de ser el grupo elegido fuese cualquier otro? En absoluto. Podemos decir que hay pregoneros buenos y malos pero no es posible atisbar diferencia ninguna entre unas reinas y otras. Al no ser más que un florero, cualquiera vale. Es más, me atrevería a decir que cuanta menos iniciativa, mejor.

¿Cuándo nos libraremos de este tipo de costumbres? ¿Es que no hay posibilidad de tener unas fiestas en las que la mujer no tenga que verse utilizada como si de un objeto se tratara? ¿Es que acaso estas jóvenes no tienen ningún tipo de valía personal para que tengan que servir únicamente como maniquí ante los fotógrafos y de adorno costumbrista? Triste la ciudad que denigra a sus habitantes y tristes aquellos que, sin darse cuenta, acuden a maltratar la dignidad y a fomentar el patriarcado y el machismo más soterrado.

Anuncios

16 comentarios en “Floreros de Carnaval

  1. Y no sólo eso, que encima les cuesta una pasta, porque por lo que sé de chicas que han sido reinas o damas, tienen que tirar de favores para que les dejen vestidos, sobre todo el charro y supongo yo que el de novia, que antes al menos lo llevaban una noche, porque el dinero que da el ayuntamiento no da ni para la mitad del vestuario.

    Estoy contigo, es una auténtica basura de evento.

  2. Costumbre que debería haberse erradicado hace tiempo, pero no olvidemos que las propias “mujeres florero” complican las cosas porque por cierto están encantadas de serlo. Desde aquí invito a todas las mujeres y niñas de la comarca a que se nieguen a ser mera decoración del Carnaval. Démosle un golpe de efecto!! 😉 ((Enohorabuena Domin))

  3. Querido Domin,

    No creo que eso sea lo peor de todo (y ojito con el tema) Yo te propongo abrir una nueva sección: “Reminiscencias medievalistas en Carnaval del Toro”

    Otra, otra: “Criterios de elección del pregonero: recursos fascistas y vaticanos, plumajes y otros asuntos en la gala y texto del 2009”

    Pero no te vayas mucho de la lengua, que luego te llaman lunático, te tiran farinatos por la calle y te echan del pueblo…Una vez a uno lo asaron con el toro del aguardiente el Domingo de Piñata.

    (A una de las damas se le soltó una lágrima)

  4. Pues sí, y no es sólo Ciudad Rodrigo. Hay todavía cientos de pueblos dónde hay elección de misses en la fiesta, y la desaparición va despacio. A este país de pandereta y mantilla le cuesta perder estas costumbres machistas. Y luego te dirán que es cultura.

    Salud y República

  5. Ainara, suscribo la invitación aunque en muchas ocasiones este tipo de alusiones caen en saco roto, pero hay que intentarlo. Por eso que no sea.

    Alba, el Pregón del año pasado fue deprimente pero va en la onda del pregonero o pregonera, y en una ciudad donde han pasado “ilustres” personajes del carácter de: Florentino Pérez, Cayetano Martínez de Irujo, Isabel San Sebastian, Paloma Borrero, Esperanza Aguirre, Luis María Ansón o Fernando Sánchez Dragó ya se sabe… ¡ si es que nos traen lo mejor de cada casa!

    Por cierto, no creo que me asen en la piñata, aunque con la barriga que estoy echando los últimos meses ya hay de donde rascar.

    Rafa, efectivamente, dicen que es cultura. Y lo peor es que, como dice Ainara, hay muchas jóvenes dispuestas a ello, más de las que nos pensamos. En fin, es una pena

  6. Vaya hombre, quien diria que tu has escrito esto, cuando el año pasado, estuviste muy orgulloso en los actos en los que tus dos primas hermanas hacian de reina florero y dama florero, que manera de desprestigiar a tu familia

  7. Pedro, efectivamente el año pasado hubo miembros de mi familia que estuvieron participando en estas cosas. Yo, precisamente por respeto a ellas, ni escribí esto (que ya lo pensaba) ni dejé de lado la invitación a acompañarlas.

    Acudí como bien sabes al pregón (que no me gustó) y a la cena de después en el Conde Rodrigo. En ningún momento (y ellas lo saben) lo hice porque me gusten esos “fregaos”, sino porque ellas me lo pidieron, nada más. Quiero mucho a mi familia y, pese a no estar de acuerdo con su decisión de formar parte de esta tradición que no soporto, la respeto profundamente (la opción que ellas tomaron).

    De igual manera que no soy católico y he acudido a comuniones, bautizos y bodas en Iglesias y bajo los ritos de la Iglesia y, cuando me han pedido que participe de alguna manera en ellos, pues lo he hecho (aunque como me conocen bien esas peticiones no suelen ser muy habituales). Pero nada más que por respeto, desde luego que no por convicción. No es desconocido que yo aquí hago ataques a esos mismos ritos y a la propia institución. ¿Acaso es eso también desprestigiar a la familia? En absoluto.

    Tampoco veo ambos casos como actividades “tan graves” como para decir “en eso no participo”. Lo único que hago es dar mi opinión, y creo que con bastante educación ya que no he insultado a nadie (que yo sepa). Si luego alguien quiere ver conflictos donde no los hay eso ya es cosa suya.

    Un afectuoso saludo.

  8. Buena reflexión, la pena es que esto ocurre en tantas y tantas ciudades y pueblos de España, y como comentan po aquí, las chicas están encantadas.
    Será dificil cambiar este tipo de costumbres machistas, pero por intentarlo que no quede.
    Salud!!!

  9. En eso andamos llionesina, tratando de explicar que las tradiciones se pueden cambiar.

    En fin, espero que te vaya bien en tus nuevos destinos y que nos tengas informado por tu blog.

    Un saludo y suerte

  10. Totalmente de acuerdo en lo que dices y en cómo lo dices. Lamentablemente, las chicas están encantadas y los chicos también, ehhh!!! Y luego dicen que no existe machismo, nooooo!!! A día de hoy un hombre para ser interesante tiene que ser inteligente y con iniciativa. Una mujer para ser interesante tiene que estar buena.

    Dicen mis alumnos y alumnas que me eche un novio pero es que por estos lares no encuentro a chicos como tú, sois escasos y de mi edad ya ni te cuento, jajajaa.

    Pedro, la falacia ad hominem que consiste en intentar descalificar personalmente a un adversario, en lugar de refutar sus afirmaciones no sirve. Incluso aunque Domin se presentara a reina del carnaval, sus argumentos seguirían siendo válidos, lo único es que él estaría permitiendo ser utilizado como hombre florero, pero nada más. A ver si empezamos a argumentar y no a atacar.

    Saludos, Montse

  11. Montse, totalmente de acuerdo, yo siempre he preferido el argumento frente al ataque

    Por lo otro, sigue buscando, yo actualmente comparto mi camino con una persona maravillosa, inteligente, simpática y preciosa (lo tiene todo)… vamos que estoy enamorado y no me importa decirlo a los cuatro vientos.

    Me parece que el truco está en ser paciente, rodearse de buena gente y, sobre todo, ser valiente. Estoy convencido de que tus alumnos y alumnas te ayudarán a encontrar a alguien, se ve que os lleváis muy bien

    Un saludo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s